martes, 1 de marzo de 2011

Mi Semana Santa 2010: Martes Santo, Los Estudiantes

La sorpresa es un elemento que ayuda a que las emociones afloren. Cuando en 2009 vi a los Estudiantes a los sones de Amarguras entrando en el recinto universitario, las lágrimas llenaron mis ojos. Lágrimas de emoción. Sin embargo, este año 2010, a pesar de ser el mismo marco, el mismo paso, la misma marcha, el hecho de saber qué es lo que iba a ocurrir, restó valía al momento. Y no quiero decir con esto que no disfrutara, sino que no lo hice tanto como un año antes.

A pesar de esto, debo decir que es un marco excepcional. Es esta una Hermandad de pasa por calles y rincones envidiables.