domingo, 9 de enero de 2011

Lo que pudo ser... (II)

El otro día les hacía este planteamiento: ¿Cómo hubiera sido el recorrido de las Aguas desde San Bartolomé?

Y siguiendo con esta fantasía, y con los medios que hoy dia internet pone a nuestro alcance, saco las siguientes conclusiones:

  1. Actualmente la cofradía de las Aguas avanza a unos 7,6 metros por minuto camino de la Carrera Oficial, recorriendo 1300 metros. Con el recorrido que se me ocurrió presentarles, el recorrido aumentaría hasta los 2000 metros. Incrementando levemente el ritmo, algo que no sería complicado para la Hermandad que tiene un avanzar lento, tardaría poco más de cuatro horas en alcanzar la Campana, por lo que su salida del templo de la judería se hubiera situado en torno a las 16:25 horas de la tarde del Lunes Santo sevillano.
  2. El recorrido se complicaría sobremanera dados los horarios tan apretados del Lunes Santo, ya que las Aguas se encontrarían en su camino con la entrada de Santa Marta, y las Hermandades de Vera-Cruz y Las Penas, volviendo por Orfila, calle que sería la entrada natural de este recorrido fantaseado tantas veces por mi amigo y yo.
  3. El cambio de la Carrera Oficial del que se habla últimamente en Sevilla daría algo más de juego. Incluso un cambio de orden en las Hermandades, pasando las Aguas a ser la última de la segunda jornada de la Semana Santa. Pero..., ¿imaginan a qué horan llegaría de vuelta la cofradía a San Bartolomé? ¡¡A eso de las 04:00 de la madrugada del Martes Santo!! Antaño estos horarios no eran tan descabellados, pero hoy en día todas (o casi todas) las Hermandades buscan regresar a sus templos a horas menos intempestivas.
  4. Si el paso cupiese por Fabiola, calle por la que ya pasó la Hermandad cuando radicaba en San Bartolomé, el recorrido se acortaría en torno a una hora y cuarto. Claro, que si entonces no cabía el paso, menos aún hoy en día, con las dimensiones de las nuevas andas...
  5. Resumiendo: que si bien es cierto que la Hermandad ganaría lo indecible con este recorrido, al Delegado del Lunes Santo le supondría una merma importante en su salud el tener que coordinar (o intentarlo, porque más fácil parecer la cuadratura del círculo...) este recorrido en tan apretada jornada.
  6. San Bartolomé es una maravilla de iglesia, está en un barrio de Sevilla que me apasiona,... pero no es el mejor templo para organizar una cofradía, al menos no en un Lunes Santo como el actual.