lunes, 20 de octubre de 2008

Capataz de Alcalá

Desde que en otoño de 1997 se fundara la primera cuadrilla de costaleros en Alcalá, Ángel Cabanillas se ha convertido en inseparable de los pasos llevados con este estilo en la ciudad complutense (ausentándose tal vez en una ocasión de su sitio en la trasera del palio del Viernes Santo, si no nos han informado mal).

Últimamente su ausencia del mundillo cofrade alcalaíno (aunque es cierto que pudimos verle mandar el paso de la Virgen del Carmen el pasado mes de julio, no sin dificultades) ha sido motivada por una enfermedad que arrastra ya desde hace demasiados meses.

Según nos han comunicado, últimamente la situación empeoró con una seria infección y desde entonces está hospitalizado en Madrid. En breves fechas será intervenido, una vez esa situación de gravedad ha pasado.

Y desde aquí queremos con este pequeño homenaje, desearle una prontísima recuperación pues todos esos amigos que tiene en las distintas cuadrillas alcalaínas, así como en algunas Hermandades, le echarán de menos y ansiarán volver a compartir chicotás con él.

Ánimo y suerte desde La Corriente.

Viernes Santo 2007