viernes, 10 de octubre de 2008

Vacante en Palacio


Es un tema al que ya apuntaba alguna noticia publicada en prensa hace unas semanas. Ahora los medios se hacen eco del asunto, pero no ya como rumor, sino como noticia confirmada: Jesús Catalá será sustituído en breve como obispo de la diócesis de Alcalá.

Según las informaciones de Diario de Alcalá, Catalá pasará a ocupar el asiento Antonio Dorado deja vacante en Málaga mientras que varios nombres suenan ya para dirigir el rebaño diocesano desde Alcalá. Estos nombres corresponden a los actuales Obispo auxiliar de Getafe, Rafael Zorzona Boy, e incluso el del Obispo de Huesca y Jaca, Jesús Sanz.

Desde el punto de vista cofrade, se nos ocurren varias preguntas que lanzamos al aire.

¿Es buena para las Hermandades la noticia la marcha de Jesús Catalá? ¿Acarreará un cambio de tendencia en la relación de Palacio con las Hermandades?

¿Ha quedado preparado antes de la marcha del prelado el "Estatuto Marco" para las cofradías, cuya redacción tantas veces demorada tiene a varias Hermandades en una especie de vacío legal?

¿Se amoldará D. Jesús Catalá a las nuevas características cofrades que su nuevo destino -Málaga- presenta respecto a Alcalá? ¿Pretenderá también luchar allí, aún a sabiendas que sería una lucha contra molinos cual Quijote contra sus gigantes?

¿Ha sido el Obispo el único responsable de la mala relación entre Iglesia y Hermandades en estos años?

¿Se estrenará el Obispo entrante con la bendición de la nueva talla de Jesús Descendido de la Hermandad de la Soledad o el cambio no será tan inmediato? Tal vez, en ese caso, se estrenaría practicamente con la comentada Coronación Canónica de la Virgen del Val, aunque para eso faltan casi doce meses, según apuntan algunos rumores.